Fertilidad Consciente – Método Sintotérmico

Consiste en la determinación del período fértil del ciclo menstrual femenino y es el método de planificación natural más completo. Puesto que aprendemos a identificar nuestros días fértiles. Y nos sirve tanto como método anticonceptivo como para buscar un embarazo.

El método sintotérmico y el ciclo menstrual

En primer lugar, hay que recordar que la mayor parte de los días del ciclo no eres fértil. Incluso si eres joven y saludable y estás en tus años de mayor fertilidad. En total, tu ventana fértil es de unos 7 días – 5 días antes de la ovulación y 2 días de después.

Se cuentan 5 días porque los espermatozoides pueden sobrevivir durante ese tiempo en tus trompas de Falopio, a la espera de que se libere el óvulo. Y 2 días después porque es el tiempo en el que el óvulo permanece en estado receptivo. Durante los demás días del ciclo, el embarazo es casi imposible.

De esta manera, en un ciclo normal de 28 días la ovulación suele ocurrir en el día 14. Así que los días fértiles suelen ser entre los días 9 y 16. Mientras que en un ciclo de 35 días la ovulación suele ocurrir el día 21.

Además, puedes monitorizar tus días en un calendario o usando una app menstrual. Pero no debes depender únicamente del calendario. Al contrario, tienes que utilizar otros métodos para detectar y monitorizar tus signos físicos de ovulación.

¿Es lo mismo que el método del ritmo / método calendario?

No, no lo es, NO es el método del ritmo/calendario. 

El método del ritmo es un método retrospectivo donde se usan los ciclos pasados para predecir los ciclos futuros, asumiendo siempre los mismos días fértiles para todos los ciclos. El problema con este método es que no somos relojes y nuestros ciclos fluctúan bastante porque somos muy sensibles a factores internos y externos como el estrés, la alimentación, el sueño y los cambios horarios, entre muchas otras cosas. 

La realidad es que el ciclo de 28 días tiende a ser la excepción, no la regla, y por eso el método del ritmo es tan poco efectivo. 

Con el método sintotérmico nunca se predice nada. Uno observa los signos fértiles científicos del cuerpo cada día del ciclo para determinar con mucha exactitud la ventana fértil, usando unas reglas muy específicas y sin predicciones, porque la ovulación no es algo que se pueda predecir. 

¿Por qué? 

Porque la ovulación no siempre ocurre de forma predecible, de acuerdo con tu calendario. Y aun en el caso de que tus ciclos sean muy regulares, en ocasiones puede que ovules antes o después de lo esperado (a menudo por enfermedad o estrés). De hecho, estos cambios impredecibles en la cadencia de la ovulación suelen ser la razón más frecuente del fracaso de este método.

Una aplicación que predice mi ovulación y me dice cuándo me va a llegar la regla

La realidad es que estas aplicaciones son versiones modernas del método del ritmo. 

Como dije más arriba, la fertilidad se observa, no se predice. 

Si tu aplicación te está dando predicciones de ovulación y fechas estimadas de cuando te va a llegar la regla, se está basando en ciclos pasados y como ya sabes, los ciclos pasados no sirven para determinar los ciclos presentes. Estas aplicaciones no tienen estudios ni ciencia atrás, las puedes usar para llevar un registro de tu ciclo, pero por favor, no las uses nunca como método anticonceptivo.

¿Qué es el Método Sintotérmico?

El Método Sintotérmico (MST) es un método de planificación familiar natural y saludable. Es uno de los Métodos Basados en el Conocimiento de la Fertilidad (MBCF). El MST hace uso de varias observaciones que ayudan a las parejas a identificar los días fértiles e infértiles de su ciclo. Estas observaciones incluyen el flujo cervical de la mujer, la temperatura basal del cuerpo (antes de levantarse en la mañana) y otros signos biológicos como los cambios físicos en el cuello del útero. Las parejas pueden usar este método durante toda su vida fértil para lograr o evitar el embarazo.

“Sinto” se refiere al síntoma del flujo cervical. Este flujo cambia bajo la influencia del estrógeno, una de las hormonas reproductivas de la mujer. “Térmico” se refiere a la temperatura basal del cuerpo, la cual aumenta luego de la ovulación (cuando el ovario libera un óvulo). Las investigaciones demuestran que ambos son signos confiables de la fertilidad. El MST enseña a una pareja a identificar estas dos señales básicas para confirmar la fase fértil (los días del mes cuando sería más probable concebir si la pareja tiene relaciones sexuales).

¿Cómo funciona el Método Sintotérmico?

Con el MST, la mujer aprende a observar y registrar las características de su flujo cervical a diario. El flujo cervical se produce en el cuello uterino, ubicado internamente en la abertura de la matriz. Después de la menstruación, si la mujer ni siente ni ve flujo cervical en el área vaginal, probablemente es un día infértil. El comienzo del flujo cervical denota el principio de la fase fértil con las

secreciones transparentes, elásticas y lubricantes que aparecen cuando se aproxima la ovulación. Luego de la ovulación, el flujo se seca, lo cual indica el final de la fase fértil de la mujer.

La temperatura basal del cuerpo (TBC) es la temperatura antes de levantarse en la mañana. La TBC es más baja durante la primera parte del ciclo y aumenta justo después de la ovulación bajo la influencia de la progesterona, una de las hormonas reproductivas de la mujer. La TBC se mantiene elevada por el resto del ciclo. Por lo tanto, si la mujer mide y registra su temperatura basal todos los días, ella podrá identificar el día de la ovulación y el fin de la fase fértil de cada ciclo.

El método de la temperatura basal o rectal

Consiste en identificar los días fértiles tomándose la temperatura. Cada mañana la mujer debe tomarse la temperatura introduciendo el termómetro en el ano o en la boca en ayunas y antes de levantarse. Durante los días siguientes a la menstruación la temperatura es baja, y desciende aún más justo antes de la ovulación, para aumentar el mismo día de la ovulación, persistir elevada de 48 a 72 horas y desciende gradualmente hasta la siguiente menstruación. Los días fértiles son los 5 días anteriores y los 5 días siguientes a la ovulación. El periodo de seguridad (en él es posible tener relaciones sexuales con penetración) debe calcularse a partir de 5 días de la temperatura más alta y hasta la siguiente menstruación. Para obtener mediciones correctas, se necesita un termómetro de buena calidad, en general son de aproximadamente medio grado. Cualquier tensión nerviosa, resfriado, desvelo y otras causas, puede producir cambios en la temperatura y alterar el registro.

El método del moco cervical o Billing

Consiste en identificar los días fértiles observando los cambios (en el color y la densidad) que se producen en el moco cervical (flujo). Después de la menstruación hay unos días de sequedad (ausencia de moco que sale de la vagina).

Luego comienza a aparecer una mucosidad pegajosa y cierta sensación de humedad, lo que indica que ha empezado el periodo fértil. Cada día que pasa el moco se torna más elástico y lubricante (son los días de máxima fertilidad) hasta llegar al «día pico», a partir del cual el moco vuelve a ser más opaco y pegajoso. Estos son días de fecundidad posible aunque decreciente. Desde el cuarto día posterior al «día pico» empieza el periodo infértil, ésto es, el periodo de seguridad. Durante estos días puede haber sequedad o moco opaco. Pero es preciso recordar que algunos factores no relacionados con la fertilidad o infertilidad de los días del ciclo pueden producir alteraciones del moco cervical: el estrés puede retrasar la ovulación o suspenderla, una infección o alguna enfermedad pueden alterar el flujo, lo mismo que algunos medicamentos.

Para practicar este método correctamente hay que observar durante un ciclo completo los cambios que se producen en el moco cervical. Durante este ciclo «de prueba» hay que abstraerse de tener relaciones sexuales para evitar confusiones entre el semen y el moco cervical. Para encontrar el moco de la vagina no es necesario realizar exámenes internos: puede ser observado antes de orinar, tomándolo con papel higiénico o con los dedos en la entrada de la vagina, no es necesario realizar exámenes internos para encontrarlo. 

Como parte de la instrucción del MST, la pareja aprende a registrar estas señales diariamente en una cartilla. Basándose en las reglas aprendidas, la pareja utiliza su cartilla para identificar los días fértiles e infértiles y decide evitar o tener relaciones sexuales de acuerdo con sus metas de planificación familiar. Al observar varios signos de la fertilidad en conjunto, la pareja puede determinar con mayor certeza si cada día es un día fértil, posiblemente fértil o infértil.

¿Cuán efectivo es el Método Sintotérmico para ayudar a las parejas a evitar el embarazo?

Si una pareja usa el MST perfectamente, su efectividad es de 99.4-99.6% para evitar el embarazo (la tasa de uso típico es 98-99%).

Esto significa que al cabo de 1 año de uso típico, ocurren menos de 2 embarazos por cada 100 mujeres. Este método es tan eficaz como los anticonceptivos hormonales de acción prolongada (DIU, inyecciones de Depo-Provera) y más eficaz que la píldora anticonceptiva o los profilácticos. 

Para usar el MST correctamente, la pareja necesita aprender con un instructor certificado y debe seguir sus simples instrucciones cuidadosamente.

Advertencia: No lo utilices durante los 4 primeros meses después de dejar los anticonceptivos hormonales.

FUENTES:

www.factsaboutfertility.org/

www.planetamama.com.ar/

www.evamuerdelamanzana.com/

www.tusreglas.com/

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Abrir chat